PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
A+ A A-

YO PIENSO…PEGASUS

 

En estos días se habla y mucho sobre este programa llamado Pegasus, parece ser que los Israelitas han inventado este programa macabro para espiar, y se lo venden a los gobiernos de los países que quieren ponerlo en marcha, es decir que quieren espiar a determinadas personas, claro, que como pasa con la mayoría de las cosas las ponen en marcha sin saber si funcionarán como ellos quieren,  me refiero a los gobernantes,

 

Parece ser que este Pegasus ha resultado un arma de dos filos, sirve para cortar a quien ellos quieren, pero también es capaz de cortar a quien supuestamente lo maneja.

 

En este caso parece ser que incluso lo pueden manejar personas ajenas, porque se habla de gobiernos ajenos, países que les interesa espiar al país que posee este programa, como se puede ver, esto no hay por donde cogerlo. El espionaje también progresa, aunque el progreso sea perjudicial incluso para el que lo compra.

 

Aparte de todo lo dicho sobre el dichoso programa, ahora hablemos de los espiados, no sé qué extrañeza pueden tener los Catalanes del Procés de haber sido espiados, unos personajes que quieren quitarnos una parte del país, si yo fuera el jefe de la Agencia de espionaje, a estos señores los espiaba hasta cuándo van al baño.

 

Otra cosa sería el espionaje a personas del Gobierno si no se ha hecho por el CNI, pero si ha sido autorizado por éste, sería otro cantar.

 

YO PIENSO… que hay que espiar a las personas que pueden significar algún problema para el país que compra  y paga con dinero público este servicio, para eso se hace.

 

Espero que el jefe de este estamento de investigación sea una persona que no dependa del Gobierno, porque si es así, la investigación no es todo lo efectiva que debería ser. Si hay que investigar  hay que hacerlo a toda persona que pueda representar un peligro, y los miembros de cualquier gobierno están en esa línea.

 

A nadie que no tenga algo que ocultar le debe importar que lo espíen, por ejemplo, a mí que me puede importar que me espíen, nada, yo no tengo ni hago nada a escondidas, ni represento peligro, seguro que por mí no se ha puesto esa Agencia de Investigación en marcha. Así que no se quejen los investigados, de estas investigaciones depende la seguridad nacional.